Page header image

Medidas De Seguridad Para Los Niños En Su Hogar

(Childproofing Your Home)

________________________________________________________________________

PUNTOS CLAVE

  • Muchas partes de su hogar pueden presentar un riesgo para los niños pequeños.
  • Tomar pasos para hacer que su hogar sea seguro puede prevenir lesiones serias e incluso lesiones que ponen en peligro la vida.

________________________________________________________________________

Uno de los pasos más importantes que puede dar para proteger la salud y la vida de su hijo es tomar medidas de seguridad en el hogar.

A continuación, encontrará una lista para implementar medidas de seguridad en áreas de su hogar. Recuerde que no hay dos niños ni dos hogares iguales. Revise detenidamente su hogar. Una manera sencilla para comprobar su hogar es ponerse de manos y rodillas y rastrear cada habitación. Esto le permite ver las cosas como las ve su hijo.

Cocina

  • Gire todos los mangos de la olla y las sartenes hacia la parte posterior de la estufa para que su hijo no pueda alcanzarlos. Use los quemadores traseros siempre que sea posible. La mejor forma de evitar accidentes es mantener a su bebé en un corralito o silla alta mientras usted cocina. No permita que su hijo juegue en el piso de la cocina mientras usted está cocinando u horneando.
  • Siempre tenga extintores para incendios en la cocina y cerca de cualquier chimenea. Guarde los fósforos y encendedores fuera del alcance de los niños.
  • No use manteles que se pueden tirar hacia abajo.
  • Mantenga los electrodomésticos y sus cables lejos de los bordes de las encimeras o mesas. Mantenga todos los cordones enrollados y amarrados.
  • Ponga pestillos de seguridad en todos los cajones y armarios.
  • Ponga pasadores de seguridad en los cajones y armarios. Si tiene espacio, ponga las ollas y sartenes livianas, los cuencos de plástico grandes y las cucharas en un armario bajo para que su hijo juegue con ellos.
  • Guarde los productos limpiadores y todos los otros productos químicos tóxicos en sus envases originales. Manténgalos en un armario alto fuera del alcance de los niños. Asegúrese de que tiene una llave o pasador de seguridad.
  • Guarde los cuchillos y objetos filosos en un cajón o armario fuera del alcance de los niños.
  • Aspire el vidrio roto inmediatamente y luego use una toalla de papel húmeda para limpiar las astillas de vidrio que haya en su piso.
  • No deje bebidas calientes al alcance de los niños. Cuando maneje líquidos o comidas calientes, compruebe dónde está su hijo antes de agarrar la tetera o la olla. De ese modo, evitará tropezar y derramar algo caliente sobre su hijo.
  • Mantenga la envoltura metálica de aluminio, bolsas de plástico y envoltura de plástico venda fuera del alcance de su hijo.
  • Para ayudar a prevenir la asfixia, retire imanes de la nevera una vez que su bebé o niño pequeño puede llegar a ellos.

Baño

  • Guarde los medicamentos bajo llave en un armario fuera del alcance de su hijo. Los medicamentos son una causa frecuente de intoxicación de niños. Guarde los medicamentos en sus envases correctos y póngalos en el armario después de usarlos. Asegúrese de que todos los medicamentos tengan tapones que los niños no puedan abrir.
  • No deje champú, enjuague bucal o jabón al alcance de su hijo.
  • Mantenga las carteras, bolsas y maletas que contienen medicamentos o artículos de aseo fuera del alcance de su hijo.
  • Desenchufe los secadores y rizadores de cabello y póngalos fuera del alcance de su hijo. Mantenga todos los electrodomésticos lejos del agua para evitar descargas eléctricas. Llame a un electricista para que le cambie los enchufes normales que están cerca del agua por enchufes con interruptor diferencial (GFCI). Esto ayuda a prevenir las descargas eléctricas.
  • Baje la temperatura del calentador de agua a 120 °F (49 °C) para evitar quemaduras. Siempre controle la temperatura del agua antes de poner a su hijo en el agua del baño o bajo una llave de agua.
  • Para ayudar a prevenir caídas, instale tiras antideslizantes o use una alfombra de baño en la bañera.
  • Para ayudar a prevenir el ahogamiento, siempre quédese con su hijo mientras está en la bañera. Si necesita salir del cuarto de baño, envuelva a su hijo en una toalla y llévese el niño. Una vez haya terminado la hora de baño, drene la tina de inmediato.
  • Deseche las pastillas, navajas de afeitar y otros objetos peligrosos en un cesto de basura cerrado que no está al alcance de su hijo. A los niños les gusta explorar los cestos de basura.
  • Siempre deje la tapa del inodoro cerrada. Instale trabas para las tapas de inodoros o mantenga la puerta del baño cerrada para ayudar a tener a los niños seguros. Ponga un gancho en la puerta del baño por fuera o una cubierta de seguridad diseñada para evitar que los niños usen las perillas para abrir las puertas.
  • Use vasos de plástico o de papel en el baño para reducir las probabilidades de vidrio roto.

Muebles

  • No permita que los niños salten o se paren sobre los muebles. Eso ayuda a evitar las caídas.
  • Coloque protectores para esquinas y bordes en los bordes filosos de muebles como mesitas de café, mesitas auxiliares y chimeneas.
  • Retire todos los elementos delicados, rompibles y valiosos de la mesa y de los estantes hasta que su hijo tenga 4 o 5 años.
  • Mueva computadoras y electrónicos fuera del alcance de niños pequeños. Empuje objetos pesados como televisores, lámparas, o equipo estéreo del borde de los muebles y sujételos a la pared para que los niños no los toquen accidentalmente al intentar gatear, trepar o ponerse de pie. Sujete las bibliotecas y muebles pesados con un anclaje de pared para que su hijo no pueda tirarse encima el mueble.
  • Mantenga todos los cajones de los armarios firmemente cerrados. Eso evita que los niños suban a los cajones y que se aplasten los dedos pequeños.
  • Quite o ajuste todas las perillas sueltas de armarios u otros muebles.
  • Esté atento a los sillones reclinables y camas plegables. Las manos o cabezas de los niños pueden quedar atrapados cuando la silla o la cama se cierra.
  • Vacíe todos los arcones, cubetas u otros recipientes para líquido inmediatamente para evitar ahogamientos.
  • Nunca deje solo a su bebé en un portabebés, silla alta o cambiador.
  • Mantenga las plantas fuera del alcance de su hijo. Cubra la parte superior de una planta grande con una pantalla de nailon para evitar que los niños jueguen allí o coman tierra.
  • Cierre bajo llave el gabinete de licor. Cuando deje una bebida alcohólica en la mesa, asegúrese de que está fuera del alcance de su hijo.

Pisos, Alfombras y Tapetes

  • Evite las alfombras de lana larga y los tapetes gruesos porque los alfileres, botones y pedacitos de diferentes materiales pueden perderse en la tela.
  • Revise el área del piso a diario por si hubiera objetos como alfileres o restos de comida, como palomitas o cacahuates con los que un bebé se pudiera ahogar.
  • No ponga tapetes pequeños cerca de la parte superior de una escalera.
  • Ponga un refuerzo antideslizante en los tapetes pequeños para mantenerlos en su lugar.

Enchufes, Cables y Aparatos Eléctricos

  • Cubra los tomacorrientes que no use con una tapa para evitar que los niños inserten cosas en ellos. Busque enchufes también detrás de los muebles y tápelos.
  • Asegúrese de que los enchufes eléctricos encajen bien en los enchufes.
  • No use cables alargadores a menos que sea absolutamente necesario. Mantenga todos los cables completamente fuera del alcance de los niños pasándolos debajo de los muebles, pegándolos con cinta a las paredes, o enrollándolos en un acortador de cable o en las patas de mesas pesadas.
  • Guarde los cargadores y cordones para su teléfono celular, reproductor de MP3, tableta y otros dispositivos electrónicos fuera del alcance de su hijo.
  • Reemplace las bombillas de luz quemadas inmediatamente. Nunca deje una lámpara sin bombilla.
  • Guarde las baterías fuera del alcance.
  • Asegúrese de que los calentadores portátiles estén bien ventilados y protegidos con dispositivos de seguridad. Desenchúfelos cuando no los use.
  • Instale un detector de humo o calor, y un detector de monóxido de carbono en cada piso de la casa y en cada habitación. Pruebe las alarmas todos los meses y cambie las pilas cada 6 meses.
  • Cubra los radiadores calientes o ubíquelos fuera del alcance de los niños, colocando muebles delante de ellos.

Cuarto del Bebé y Habitaciones

  • Nunca haga dormir a un bebé en una cama para adulto ni en una cama de agua.
  • Asegúrese de que las tabillas de la cuna no están a más de 2 y 3/8 pulgadas (6 cm) de distancia tablillas de cuna. No ponga objetos blandos, juguetes o ropa de cama suelta en la cuna de su bebé. Pueden provocar asfixia. Siempre ponga a su bebé de espaldas para dormir.
  • Use una luz de noche en el cuarto de los niños.
  • Es conveniente usar un intercomunicador para monitorear las actividades en el cuarto de los niños y las otras habitaciones.
  • Guarde las pomadas, las cremas, los imperdibles y todos los otros elementos para cambiar al bebé fuera del alcance de los niños.
  • No use polvos para bebés o talco. Los bebés pueden atragantarse con el polvo.
  • Coloque los juguetes móviles y colgantes fuera del alcance del bebé. La cuerda debe tener menos de 12 pulgadas (30 cm) de largo. Quite los juguetes móviles apenas el bebé pueda alcanzarlos.
  • Si dos niños pequeños comparten un dormitorio, ponga el colchón de la cuna en el punto más bajo y mantenga el lado de la cuna subido para que el niño mayor no alcance al bebe o intente sacar al bebé. Aleje todos los muebles que su hijo mayor pueda usar para treparse a la cuna.
  • Use perillas de la puerta (picaportes) que no se cierren automáticamente para evitar que sus hijos queden encerrados en la habitación.
  • Nunca ponga una cuna o cama de un niño cerca de una ventana.
  • Guarde los juguetes en estantes o en cajas de plástico en otra parte de la casa. Los juguetes de un niño mayor pueden ser peligrosos para un niño más pequeño. El niño pequeño puede atragantarse con las partes chicas, y muchos de los juguetes para niños mayores tienen bordes afilados.
  • Asegúrese de que las tapas de los baúles de juguetes no pueden bajarse y quedar cerradas atrapando a su hijo.
  • No se recomiendan las literas y muchos modelos ya fueron retirados del mercado. Solamente se debe permitir a los niños mayores de 6 años de edad que duerman en una litera. Asegúrese de que haya barandas en ambos lados de la cama de arriba.

Barreras, Escaleras y Puertas

La mayoría de las barreras de seguridad para niños tienen entre 24 y 32 pulgadas (61 y 81 cm) de alto y pueden adaptarse a espacios de aproximadamente 27 a 42 pulgadas (69 y 107 cm) de ancho. Algunas pueden llegar a 20 pies (6 m) de ancho. Las barreras de seguridad que están sujetadas a la pared con accesorios de montaje son más seguras que las que están sujetadas a la pared con presión.

  • Use barreras sujetadas a la pared con accesorios de bloquear las escaleras, las habitaciones a las que no deben tener acceso los niños, y las áreas donde la seguridad es más importante. Lea detenidamente las instrucciones y verifique que la barrera está bien sujeta cuando termine el trabajo.
  • También puede poner una barrera de seguridad en la puerta de la habitación de los niños mayores para proteger al bebé de los juguetes de los mayores.
  • Compruebe el espacio que hay entre los postes y la baranda de la escalera. El espacio debe ser menos de 4 pulgadas (10 cm) para evitar que la cabeza de un niño quede agarrada. Si el espacio es demasiado ancho, coloque una malla pesada y fina o plexiglás a lo largo de la barandilla.
  • Quite siempre de las escaleras los objetos fuera de lugar y los elementos con los que pudiera tropezar una persona.
  • Use trabas a prueba de niños pequeños en las puertas y los mosquiteros. Existen protecciones especiales para mantener las puertas del patio cerradas. Mantenga las puertas cerradas y las puertas exteriores con llave en todo momento, incluso cuando usted esté en su hogar.
  • Instale cristales de seguridad en las ventanas grandes y las puertas del patio. No se rompen si un niño se choca contra ellos.
  • Coloque calcomanías en los vidrios de puertas y ventanas bajas para impedir que su hijo choque contra ellas.
  • Reemplace los topes de puerta que tengan tapas de goma. Los niños pequeños pueden quitar los topes y tragarlos.
  • Deje las puertas plegables completamente abiertas o cerradas para que los niños no se aprieten los dedos.
  • Utilice cubiertas de seguridad para niños en las perillas de la puerta para prevenir que su hijo abra las puertas.

Ventanas

  • Mantenga todos los cordones de las cortinas o persianas fuera del alcance de los niños, o use un dispositivo para sujetar los cordones. Comuníquese con el Consejo de Seguridad de Cortinas y Persianas (Window Covering Safety Council) a través del sitio web https://windowcoverings.org/ para obtener un kit gratis con borlas de seguridad, dispositivos para atar e instrucciones de instalación. Es recomendable sustituir las persianas con cordones por persianas sin cordones (a la venta en la mayoría de tiendas de bricolaje y accesorios para el hogar).
  • Cuelgue las cortinas fuera del alcance de los niños que gatean para que no puedan jalar de ellas.
  • No deje cerca de una ventana muebles u objetos a los que el niño pueda subirse.
  • Instale protectores o redes en las ventanas para evitar que los niños sufran caídas. Pantallas comunes para las ventanas no van a proteger a su hijo. Si tiene ventanas de guillotina, consiga trabas para que la ventana solo se abra a una altura segura.

Áreas Exteriores, Garajes y Talleres

  • No deje herramientas o equipo de jardinería al alcance de los niños pequeños. Cubra los bordes filosos. Desenchufe las herramientas eléctricas cuando no las esté usando.
  • Observe si en su patio hay plantas venenosas. La línea de atención por intoxicaciones (Poison Help Line) (800-222-1222) le puede dar una lista de plantas venenosas frecuentes en su zona.
  • Mantenga las pinturas, gasolina, pesticidas y otros productos químicos fuera del alcance de su hijo. Etiquete los productos químicos correctamente y deseche las que no use. Mantenga los cubos de basura firmemente cerrados.
  • Revise los columpios y los muebles al aire libre para óxido, astillas y grietas que pueden pinchar o apretar los dedos de un niño.
  • Nunca use un cortacésped ni trabaje con otro vehículo cuando estén niños pequeños presentes. El cortacésped puede lanzar palos o piedras con fuerza suficiente para lastimar a un niño.
  • Nunca guarde un congelador o refrigerador roto o que no usa en un lugar que permita que el niño se meta dentro.
  • Jamás use una parrilla de gas o estufa de campamento dentro de la casa.
  • Cierre con llave los automóviles estacionados en el garaje o en la entrada de su casa, de modo que los niños no puedan entrar.
  • Use solo puertas automáticas de garaje que retroceden cuando tocan un objeto. Para asegurarse de que funciona, coloque una caja de cartón pesada en el recorrido de la puerta y ciérrela. Guarde las llaves del garaje en la guantera o en un lugar cerrado con llave.
  • Si tiene á pistola, guárdela bajo llave y descargada. Guarde la pistola y las municiones en armarios separados, bajo llave.
  • Si tiene una piscina (alberca), asegúrese que tiene barreras a su alrededor lo menos cuatro pies (1.3 metros) de altas. Utilice una puerta automática de auto-bloqueo y manténgala cerrada cuando no esté en uso. Siempre supervise a su hijo cuando está en el agua.
  • Vigile a los niños y nunca los deje solos cerca del agua, incluidas las albercas, piscinas para niños, bañeras de hidromasaje, estanques, lagos, arroyos o cualquier otra superficie acuática. Si un niño está en el agua, un adulto debería estar también en el agua y lo suficientemente cerca como para alcanzar al niño y agarrarlo si fuera necesario.
Developed by Change Healthcare.
Pediatric Advisor 2019.4 published by Change Healthcare.
Last modified: 2017-10-17
Last reviewed: 2017-09-25
Este material se revisa periódicamente y está sujeto a cambios en la medida que aparezca nueva información médica. Se proporciona sólo para fines informativos y educativos, y no pretende reemplazar la evaluación, consejo, diagnóstico o tratamiento médico proporcionados por su profesional de atención de la salud.
© 2018 Change Healthcare LLC and/or one of its subsidiaries
Page footer image